La sexta luna más grande de Saturno, llamada Encelado, está ganando gradualmente una reputación como el lugar más prometedor en el sistema solar para buscar vida extraterrestre.

Este brillante mundo blanco tiene un océano global de agua salada y líquida debajo de su superficie congelada que ha existido durante miles de millones de años, tiempo más que suficiente para que surja la vida. Además, es rico en actividad hidrotermal y moléculas orgánicas que pueden proporcionar la calidez y los nutrientes necesarios para que los organismos, tal como los entendemos, evolucionen.

Ahora, un equipo internacional de científicos ha hecho un descubrimiento que aumenta las posibilidades de que la vida pueda existir allí.

En un artículo publicado en la revista Nature, los investigadores describen cómo se encontraron moléculas orgánicas grandes, complejas y ricas en carbono, los componentes básicos de la vida, en penachos de material que emergen de las grietas en la superficie helada de la luna.

Anteriormente, los científicos solo habían identificado moléculas orgánicas muy simples en las plumas de Encelado, que contenían solo unos pocos átomos de carbono.

“Una vez más, Encelado nos sorprende”, dijo en un comunicado Christopher Glein, científico espacial del Southwest Research Institute (SwRI) en San Antonio, Texas.

“Ahora hemos encontrado moléculas orgánicas con masas superiores a 200 unidades de masa atómica”, dijo Glein. “Eso es más de diez veces más pesado que el metano. Con moléculas orgánicas complejas que emanan de su océano de agua líquida, esta luna es el único cuerpo además de la Tierra conocido satisfacer simultáneamente todos los requisitos básicos para la vida tal como la conocemos”.

Los científicos hicieron sus hallazgos utilizando los datos recogidos por la nave Cassini de la NASA durante un sobrevuelo de la luna el 28 de octubre de 2015, antes del final de su misión.

Los investigadores habían descubierto previamente que estas plumas contenían hidrógeno molecular, que se cree que se origina a partir de las interacciones químicas entre el agua tibia en los océanos subsuperficiales de la luna y su núcleo rocoso. En la Tierra, el hidrógeno proporciona una fuente de energía química que ayuda a los microbios que viven en los océanos cerca de las fuentes hidrotermales.

Los nuevos hallazgos tienen implicaciones importantes para futuras misiones de exploración espacial, según Glein.

“Una futura nave espacial podría volar a través de la pluma de Encelado, y analizar esas complejas moléculas orgánicas utilizando un espectrómetro de masas de alta resolución para ayudarnos a determinar cómo se hicieron”, dijo. “Debemos ser cautelosos, pero es emocionante meditar que este hallazgo indica que la síntesis biológica de moléculas orgánicas en Encelado es posible”.

¿Que opinas al respecto? ¿Crees que pronto encontraremos vida extraterrestre en este lugar? Déjanos tu comentario más abajo!

VER ▶ ¿Qué pasaría si descubrimos una civilización alienígena menos avanzada que la nuestra?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here