En cuanto a los pasatiempos inusuales, este casi se lleva el primer premio. Lucio Ballesteros, escritor de 87 años, espera que la humanidad algún día use su “OVNI” para viajar a un planeta alienígena.

Construida con un presupuesto de 100.000 euros, ésta impresionante nave espacial en forma de platillo volador está construida de aluminio y metacrilato, y se encuentra en su propio jardin, fuera de la casa de Ballesteros.

La naturaleza peculiar de su creación ha capturado la imaginación de Xoel Méndez, un documentalista que está en proceso de armar una película sobre Ballesteros y su obra.

Dijo que “la nave no estará operativa hasta que instale algunos motores”, y no imagina que será utilizada hasta algún momento en el futuro. Le dijo al periódico El Ideal Gallego que la humanidad tendrá que “evolucionar psíquicamente y espiritualmente” antes de que la gente pueda descubrir cómo funciona la tecnología que impulsa el arte.

Algún día, Ballesteros espera que la nave se use para viajar a “10/7”, un planeta que proviene de una serie de novelas escritas por, lo has adivinado, el mismo Ballesteros.

El escritor describió el planeta como habitado por “seres muy similares a los seres humanos, pero con una estatura más alta”. Al explicar el nombre del planeta, Ballesteros dijo que el número 10 representa la unidad de Dios, mientras que 7 representa las siete dimensiones del ser humano.

Aprende más sobre Ballesteros y su nave espacial en su sitio web aquí, y déjanos tu opinión más abajo.

VER TAMBIÉN ▶ El extraterrestre de Próxima Centauri: La curiosa historia de Elizabeth Klarer

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here