Tal como sucede con las huellas digitales o los rasgos del iris, el ritmo cardíaco son únicos en cada ser humano. Un moderno sistema del Pentágono, de la sede del Departamento de Defensa de los Estados Unidos, está usando esta información para poder localizar personas a distancia…

Jetson, como han llamado a extra sorprendente tecnología, es un láser invisible, el cual es capaz de detectar hasta a 200 metros de distancia latidos del corazón.

El desarrollo del sistema aún se encuentra en fase prototípica, aunque ya ha demostrado tener una alta efectividad en sus lecturas. Los investigadores aseguran en óptimas condiciones, podría tener una efectividad hasta del 95%.

Tal cual lo han explicado en Technlogy Review, la revista del MIT (Instituto Tecnológico de Massachusetts, el sistema se apoya en vibrometría láser, una técnica que reconoce el movimiento que el latido del corazón genera en el exterior del cuerpo.

A esa información biométrica se le conoce como la «Firma cardíaca». A diferencia de otras variables biométricas, ya sea reconocimiento facial e incluso al de huellas dactilares, el ritmo cardíaco no puede ser modificado ni alterado voluntariamente.

El mecanismo posee algunas restricciones por el momento. Por un lado, tal como se ha señalado, funciona solo a una distancia de 200 metros.

Al respecto, el Pentágono ha hecho comentarios de que en las próximas versiones, el láder podría trabajar a mayores distancias. Además, es capaz de identificar a las personas si llevan demasiada ropa, como por ejemplo, abrigos muy gruesos de invierno.

Adicional a esto, el sistema actualmente necesita que la persona a identificar deba estar sentada o quieta, puesto que para obtener un resultado fiable se necesitan al menos 30 segundos.

Otras de las limitantes de esta técnica es la necesidad de crear una base de datos previa de firmas cardíacas, algo que las tropas del ejército de Estados Unidos podrían comenzar a hacer de manera rutinaria en Irak o Afganistán.

A pesar de que Jetson podría ser útil también a la inversa; podría usarse para registrar los latidos del corazón de los atacantes para después identificarlo como sospechoso.

A largo plazo, esta tecnología podría adaptarse a otros usos que no tengan que ver con la seguridad nacional, ya sea para detectar arritmias u otras afecciones cardíacas en hospitales, sin tener que conectar al paciente a máquinas.

¿Qué opinas sobre esto? ¿Crees que será beneficioso o será un nuevo método de control encubierto?

VER TAMBIÉN ▶ Científicos intentarán abrir un portal a universos paralelos (Video)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here