La contaminación por plástico ha alcanzado niveles microscópicos, extendiéndose a cada rincón de nuestro mundo al punto que, por primera vez, se han encontrado partículas en el Ártico.

La contaminación debido al plástico es de las más graves del planeta y parece que no tiene límites. Ahora, exploraciones científicas han encontrado, por separado, más rastros que generan una gran preocupación en la comunidad.

Entre el 18 julio y 4 de agosto, en el conocido Pasaje del Noroeste en el Ártico canadiense, se pudo encontrar por primera vez en la historia pequeñas partículas de plástico en las diferentes muestras de hielo que se perforaron.

Brice Loose, director científico del Proyecto del Pasaje del Noroeste y docente en la Universidad de Rhode Island, exclamó que la presencia de partículas microscópicas de plástico en las muestras de hielo no debería sorprenderlos, a pesar de que no era el objetivo de la expedición.

El grupo comandando por los expertos de URI, Alessandra D’ Angelo y Jacob Strock, perdfraron la capa de hielo en 18 lugares cercanos a la ciudad de Resolute para poder estudiar el plancton, los micronutrientes de los océanos que son una de las bases de la cadena alimentación de la zona.

Sin embargo, se vieron sorprendidos después de analizar las muestras de 5 de las 18 columnas formadas por las perforaciones; hasta dos metros de largo y tenían diferentes años, lo alarmante es que encontraron micropartículas de plástico, algunos alcanzados hasta el milímetro de diámetro.

Los expertos explicaron que el hielo actúa como una especie de filtro en la naturaleza; el agua del océano sigue su curso a través de los poros de hielo y el plancton se acumula en estos cristales.

Pero como acumula plancton, también está filtrando estas partículas plásticas que los expertos suponen, vienen arrastrados por las corrientes marinas provenientes del Atlántico y el Pacífico.

La segunda investigación se realizó por científicos del Servicio Geológico estadounidense, quienes encontraron a través de observaciones con microscopio, muestras recolectadas en la región de las Montañas Rocosas de Colorado.

Gregory Wetherbee, líder del equipo, contó cómo se disponía a estudiar la contaminación del nitrógeno, cuando se vio sorprendido por la aparición diferentes fragmentos de varios colores de plástico.

De acuerdo al estudio titulado It Is Raining Plastic, el plástico se descubrió en el 90% de las muestras que se tomaron, tanto en asentamientos poblados por humanos como en lugares totalmente aislados. Esto quiere decir que la contaminación está alcanzado zonas no pobladas.

A pesar de que las tecnologías modernas aún no permiten evaluar el grado de concentración de estas micropartículas, su presencia en la lluvia, tal como dictamina Wetherbee, podría representar un peligro para todos los organismos vivos.

Aún no se sabe cómo estas partículas se está acumulando en cada rincón del medio ambiente, ni sus efectos potenciales, pero nadie puede negar que la contaminación es un hecho y podríamos ponernos en peligro como especie… ¿Qué piensas al respecto?

VER TAMBIÉN ▶ Detectan 8 señales extraterrestres del espacio profundo (Video)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here