Nuestro Sol es una estrella inquieta, cuando está particularmente activa como ha sido a lo largo de los últimos meses, se han presentado diversos eventos solares que pueden llegar a la Tierra.

En este último año se han presentado 50 tormentas solares que han sido de categoría G1, y la mas importante del mes de mayo de este año que alcanzó el rango de G3, reportado por SpaceWeather.live.

Una tormenta solar, es una perturbación temporal de la magnetosfera terrestre causada por una onda de choque de viento solar, o por una eyección de masa coronal que interactúa con el campo magnético terrestre.

Este campo magnético del viento solar actúa con el campo magnético de la Tierra y transfiere la energía a la magnetosfera, causando un incremento en el movimiento del plasma a través de la magnetosfera y un incremento en la corriente eléctrica en la magnetosfera e ionosfera.

El laboratorio de astronomía de rayos X del Sol del Instituto de Física de la Academia de las Ciencias de Rusia pronosticó una tormenta magnética que durará tres días y que llegará a nuestro planeta a finales de septiembre.

Según el laboratorio, la tormenta solar comenzará el día el 27 de septiembre y concluirá el día 29, durante los primeros dos días, la perturbación de la magnetosfera terrestre será más potente, de categoría G2, y el tercero su nivel irá bajando.

Una tormenta solar de categoría G2, puede afectar los sistemas de energía ubicados en las latitudes altas, y en los aparatos espaciales que encuentra a su paso.

Los efectos de una tormenta magnética se llegan a percibir en la Tierra luego de aproximadamente 52 horas y tienen una duración de varios días. Se sienten con mayor intensidad si la onda de choque está dirigida hacia la Tierra.

Estamos expuestos, desde siempre, a la enorme actividad que genera el Sol, sin embargo, en este momento no hay suficiente información destallada sobre los riesgos geomagnéticos, asi como la frecuencia y la intensidad de las tormentas solares y la respuesta tecnológica a ellas.

Las tormentas no deben tomarse a la ligera, por el alto riesgo que implica sobre los sistemas de navegación aérea, y satélites que puedan dejar de funcionar. ¿Crees estar preparado ante una eventual tormenta de mayor intensidad? Déjanos tu comentario más abajo.

VER TAMBIÉN ▶ Extraña formación en una nube es captada por Google Earth (Video)

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here