¿Los egipcios disponían de una tecnología demasiado avanzada para su época? ¿La Gran Pirámide fue construida por extraterrestres? ¿Son puertas a las estrellas?

A pesar de que algunos medios se empecinen en otorgar una aureola de misterio a esas preguntas, las hipótesis científicas al respecto no son tan fantasiosas.

Y, de hecho, ya hace un buen puñado de meses que tenemos pruebas bastante sólidas para responder a esas preguntas

Tenemos una respuesta en forma de rollos de papiro encuadernados de 4.600 años de antigüedad, los papiros más antiguos que se hayan encontrado jamás.

Son el diario de uno de los gerentes que ayudó a construir la Gran Pirámide. El único relato de un testigo ocular de la construcción.

La Construcción de la Gran Pirámide

La Gran Pirámide de Egipto es la última de las Siete Maravillas del Mundo. Casi 147 metros de altura y 230,4 metros de lado (ahora es un poco más pequeña debido a la erosión).

Construido a partir de aproximadamente 2,3 millones de piedras de granito transportados desde cientos de kilómetros de distancia. Ahora sabemos cómo hicieron todo eso gracias a las notas tomadas por un hombre llamado Merer.

Describe, entre otras cosas, una parada de su tripulación de 200 hombres en Tura, o Maaasara, en las canteras de piedra caliza de la costa oriental del golfo de Suez, y cómo llenan su barco para el viaje de 13-17 kilómetros de vuelta río arriba, a Giza.

Dado que este tipo de piedra caliza se utilizó para la cubierta exterior de la pirámide, se cree que el diario documenta el trabajo en la tumba durante el último año de la vida de Keops, alrededor de 2560.

La investigación de este diario por parte de los arqueólogos fue publicada en un artículo de la revista Near Eastern Archaeology.

En este artículo se explica que el documento comprende más de 300 fragmentos de diversos tamaños y aporta detalles acerca de las actividades diarias del inspector de obras a lo largo de varios meses.

Aparte de la información sobre sus actividades diarias como inspector, el diario de Merer (y otros diarios hallados en el mismo yacimiento) también aportan interesantes revelaciones y datos. Como escriben los arqueólogos en su artículo:

El autor del diario de Merer también menciona su nuevo destino en un importante centro logístico y administrativo, ‘Ro-She-Khufu’, que al parecer funcionaba como una parada obligada cercana a la meseta de Giza.

Se especifica concretamente que este lugar estaba bajo la autoridad de un funcionario de alto rango, Ankhhaef, medio hermano de Khufu que era además su visir y “jefe de todas las obras del rey” al final de su reinado.

Otros diarios hallados en el mismo archivo también aportan información sobre otras misiones llevadas a cabo por el mismo equipo de marineros a lo largo del mismo año, entre las que destaca la construcción de un puerto en la costa del Mediterráneo.

El uso de enormes martillos hechos de diorita negra, la escritura clara y ordenada del jeroglíficos de los papiros, que son como hojas de cálculo de Excel del mundo antiguo…

Todo apunta a que la construcción de las pirámides requirió una gran dosis de organización y ambición, pero en ello no hay rastro de sobrenaturalidad o anormalidad para las capacidades de la época.

Otro misterio es: ¿quién construyó la Gran Pirámide?

Esta pregunta fue respondida probablemente en la década de 1980 por Mark Lehner, quien descubrió un área residencial capaz de albergar a unas 20.000 personas a pocos metros de las pirámides.

Antes de ese hallazgo, había escasa evidencia de la población masiva de trabajadores que se habría requerido para construir la tumba.

El estudio de la relación “ganado por cerdo” reveló la diversidad de la población que vivía allí:

La carne era la comida de la élite; cerdos de la persona que trabaja, y Lerhner descubrió que “la proporción de ganado por cerdo para todo el sitio es de 6: 1, y para ciertas áreas 16: 1,” una distribución plausible para un equipo de construcción”.

VER TAMBIÉN ▶ La leyenda de Oannes: el “dios alienígena” que venía del mar (Video)

2 Comentarios

  1. ESTE PAPIRO NADA DICE DE VERDAD AL RESPECTO DE LA CONSTRUCCIÓN DE LAS TRES GRANDES PIRÁMIDES. ESTAS MARAVILLAS ARQUITECTÓNICAS TAMPOCO FUERON “CREADAS” COMO TUMBAS, PUES TRAS SU APERTURA NUNCA SE LLEGÓ A DESCUBRIR NINGUNA MOMIA, NI MUCHO MENOS UN SARCÓFAGO. ADEMÁS, ESTÁ LA AUSENCIA TOTAL DE JEROGLÍFICOS. LAS PIRÁMIDES FUEROS CONSTRUIDAS PARA SER CERRADAS DESDE DENTRO, NO DESDE FUERA. LO ÚNICO QUE LLEGÓ A ENCONTRARSE, EN UNA DE ELLAS, FUE UNA ENORME CAJA DE PIEDRA, ROTA Y YA ABIERTA; PERO UNA PRUEBA DE QUE OTROS “ARQUEÓLOGOS” YA ANTES HABÍAN LOGRADO ENTRAR, LLEVÁNDOSE LO QUE SEA QUE HUBIESE ESTADO DENTRO DE DICHA “CAJA”. LAS PIRÁMIDES QUE SÍ SON OBRA DE MANOS HUMANAS SON LAS PEQUEÑAS, LAS QUE SON ESCALONADAS, CREADAS PARA EMULAR A LAS TRES MARAVILLAS. LEAN A ZECHARIA SITCHIN, PUES EN SUS LIBROS ESTÁ LA VERDAD DE LA CONSTRUCCIÓN Y EL PROPÓSITO DE LAS GRANDES PIRÁMIDES. ¡TODO EN LA ANTROPOLOGÍA Y LA ARQUEOLOGÍA SE BASA EN SIMPLES SUPOSICIONES!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here